Emociónate, pero bien

Como ya hemos visto en otros post, el trabajo del CM consiste entre otras muchas cosas, en gestionar emociones.

Y las primeras emociones que ha de gestionar son las suyas. Esta gestión Implica inteligencia y desarrollo emocional; una persona competente emocionalmente es capaz de mejorar  y potenciar su inteligencia emocional aplicándola a su vida cotidiana y a su trabajo, y en comunicación es especialmente importante.

Hoy  hacemos referencia a algunas  características de la inteligencia emocional que deben potenciarse en la comunicación.

  • Motivarnos a nosotros mismos.
  • Tener voluntad para proseguir a pesar de los fracasos.
  • Controlar nuestros impulsos, ser consciente de los sentimientos ejercer control sobre ellos y saber poner freno a los propios para potenciar los que quiere transmitir la marca. Esto implica regular nuestros estados de ánimo. Autocontrol, que nos permite regular (y no sucumbir a) impulsos emocionales.
  • Capacidad de empatizar con los demás. Dar y recibir.

Si trabajamos en equipo, además:

  • Confianza en los colaboradores.
  • Crear un ambiente agradable a nuestro alrededor.

Poner a trabajar a nuestras emociones para nosotros mismos es clave para mejorar comportamiento y resultados en nuestra comunicación.

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s